¿Cómo solucionar la pantalla negra al actualizar Windows 11?

actualizacion-windows-11-pantalla-negra

Realizar actualizaciones del sistema operativo es una práctica recomendable para garantizar el buen mantenimiento y la optimización de nuestro sistema. Sin embargo, en ocasiones estas actualizaciones pueden ocasionar problemas, como el temido pantallazo negro. Este inconveniente puede resultar frustrante, ya que impide que podamos acceder a nuestro escritorio y utilizar nuestro dispositivo con normalidad. Afortunadamente, existen diversas soluciones que podemos probar para solucionar este problema y volver a disfrutar de nuestro sistema operativo sin contratiempos.

Índice

Problemas al actualizar Windows 11

Al realizar actualizaciones en Windows 11, puede surgir el problema del pantallazo negro. Esta incidencia se produce cuando, tras la actualización, la pantalla se queda completamente en negro y no muestra ningún contenido. Esto impide que podamos acceder a nuestro escritorio y utilizar nuestro dispositivo de manera normal.

El pantallazo negro puede ser causado por diferentes factores, como incompatibilidad de hardware o controladores desactualizados. También puede estar relacionado con problemas en el proceso de actualización o conflictos con otros programas instalados en el sistema.

Solución al pantallazo negro

Afortunadamente, existen varias soluciones que podemos probar para solucionar el problema del pantallazo negro al actualizar Windows 11. Estas soluciones van desde métodos simples como reiniciar el PC hasta acciones más específicas, ante el potencial desafío de una actualización de Windows 11 pantalla negra.

En primer lugar, podemos probar reiniciar el PC pulsando la combinación de teclas Ctrl + Alt + Supr, una acción comúnmente efectiva para resolver problemas como la pantalla negra al actualizar Windows 11. A veces, este simple reinicio puede solucionar el problema y restaurar el funcionamiento correcto de la pantalla.

Si el reinicio no resuelve el problema, podemos intentar reiniciar el Explorador de Windows desde el Administrador de tareas. Para ello, podemos abrir el Administrador de tareas presionando la combinación de teclas Ctrl + Shift + Esc, ubicar el proceso de "Explorador de Windows", hacer clic derecho sobre él y seleccionar la opción "Reiniciar". Esto reiniciará el explorador y, en muchos casos, solucionará el problema del pantallazo negro durante la actualización de Windows 11.

Otro método que podemos probar es utilizar teclado y ratón por cable en lugar de inalámbricos. En ocasiones, puede haber conflictos o problemas de compatibilidad con los dispositivos inalámbricos que causan el pantallazo negro. Al cambiar a dispositivos por cable, se pueden resolver estos problemas y lograr que la pantalla vuelva a funcionar correctamente en el contexto de una actualización de Windows 11 pantalla negra.

Si ninguno de los métodos anteriores funciona, podemos intentar reiniciar el controlador gráfico presionando la combinación de teclas Win + Ctrl + Shift + B, una medida efectiva para tratar problemas asociados a la actualización de Windows 11 pantalla negra. Esto provocará que el controlador gráfico se reinicie y, en muchos casos, resolverá el problema de la pantalla en negro.

En casos más extremos, si persisten los problemas del pantallazo negro, podemos intentar desconectar el PC de la corriente por unos minutos y luego volver a encenderlo. Esto ayuda a reiniciar el hardware y a veces ayuda a solucionar problemas relacionados con la pantalla.

Si ninguna de las soluciones anteriores funciona, podemos intentar actualizar los drivers de la tarjeta gráfica como parte de la resolución de la problemática específica de una actualización de Windows 11 pantalla negra. Esto se puede hacer a través del Administrador de dispositivos o visitando la página web del fabricante de la tarjeta gráfica y descargando e instalando los controladores más recientes.

Si te encuentras con el problema del pantallazo negro al actualizar Windows 11, no te desesperes. Hay varias soluciones que puedes probar, desde métodos sencillos como reiniciar el PC, hasta acciones más específicas como reiniciar el explorador de Windows o actualizar los controladores de la tarjeta gráfica. Recuerda siempre realizar copias de seguridad antes de realizar cualquier cambio en tu sistema y, si persisten los problemas, busca ayuda de un experto en informática.

Reiniciar el PC

Una posible solución al problema del pantallazo negro al actualizar Windows 11 es reiniciar el PC. Este es un método simple pero efectivo que puede solucionar diversos problemas relacionados con la pantalla y el sistema operativo en general.

Para reiniciar el PC, simplemente debemos pulsar la combinación de teclas Ctrl + Alt + Supr simultáneamente. Esto abrirá el menú de opciones avanzadas donde podremos seleccionar la opción de reiniciar. Al reiniciar el sistema, se reiniciarán todos los componentes y es posible que el problema del pantallazo negro se solucione, permitiéndonos utilizar el PC con normalidad.

Es importante mencionar que al reiniciar el PC, se cerrarán todos los programas y se perderá cualquier trabajo no guardado. Por lo tanto, es recomendable guardar cualquier dato importante antes de reiniciar el sistema.

Si el problema persiste después de reiniciar el PC, es necesario probar otras soluciones más específicas para solucionar el pantallazo negro durante la actualización de Windows 11.

Reiniciar el Explorador de Windows

Otra solución que podemos probar para solucionar el problema del pantallazo negro al actualizar Windows 11 es reiniciar el Explorador de Windows. Este método es útil cuando el problema está relacionado específicamente con el funcionamiento del explorador y puede solucionar problemas de pantalla en negro al actualizar el sistema operativo.

Para reiniciar el Explorador de Windows, debemos abrir el Administrador de tareas utilizando la combinación de teclas Ctrl + Shift + Esc. Una vez abierto el Administrador de tareas, nos aseguramos de que la pestaña "Procesos" esté seleccionada y buscamos el proceso llamado "Explorador de Windows".

Una vez que hemos localizado el proceso "Explorador de Windows", hacemos clic derecho sobre él y seleccionamos la opción "Reiniciar". Esto forzará el reinicio del explorador y, en muchos casos, solucionará el problema del pantallazo negro, permitiéndonos utilizar el PC correctamente después de la actualización Windows 11 pantalla negra.

Es importante tener en cuenta que al reiniciar el explorador, se cerrarán todas las ventanas y aplicaciones del explorador. Sin embargo, los demás programas en ejecución no se verán afectados. Además, el proceso del explorador se reiniciará automáticamente, por lo que no es necesario preocuparse por iniciar manualmente el explorador después de reiniciarlo.

Si después de reiniciar el Explorador de Windows el problema del pantallazo negro persiste, es necesario probar otras soluciones adicionales para solucionar el problema.

Probar con teclado y ratón por cable

Si estás experimentando el problema de la pantalla negra al actualizar Windows 11, otra solución que puedes probar es utilizar un teclado y un ratón por cable en lugar de dispositivos inalámbricos. A veces, los dispositivos inalámbricos pueden causar conflictos o problemas de compatibilidad que resultan en el pantallazo negro.

Para probar esta solución, desconecta el teclado y el ratón inalámbricos de tu PC y conéctalos utilizando cables. Asegúrate de que los cables estén bien conectados en los puertos correspondientes.

Si después de hacer este cambio, el problema del pantallazo negro desaparece y la pantalla vuelve a funcionar correctamente, entonces es probable que los dispositivos inalámbricos estuvieran causando el conflicto. En este caso, puedes considerar utilizar el teclado y el ratón por cable de manera permanente o investigar si hay actualizaciones de firmware o controladores para tus dispositivos inalámbricos que puedan resolver el problema.

Es importante mencionar que esta solución solo es útil si el problema está relacionado específicamente con los dispositivos inalámbricos. Si el pantallazo negro persiste después de probar con un teclado y un ratón por cable, es necesario explorar otras posibles soluciones para solucionar el problema durante la actualización de Windows 11.

Reiniciar el controlador gráfico

En caso de que el problema del pantallazo negro persista al actualizar Windows 11, una posible solución es reiniciar el controlador gráfico. Esto puede ayudar a solucionar problemas relacionados con el controlador de video y restaurar el funcionamiento normal de la pantalla.

Para reiniciar el controlador gráfico, puedes utilizar la combinación de teclas Win + Ctrl + Shift + B. Al presionar esta combinación, el controlador gráfico se reiniciará y, en muchos casos, se solucionará el problema del pantallazo negro.

Es importante tener en cuenta que al reiniciar el controlador gráfico, la pantalla puede parpadear brevemente o incluso ponerse en negro por unos segundos. Sin embargo, esto es normal y parte del proceso de reinicio del controlador.

Si después de reiniciar el controlador gráfico el problema persiste, es posible que exista un problema más profundo relacionado con el controlador de video. En este caso, puedes intentar actualizar los controladores de la tarjeta gráfica para solucionar el problema.

Para actualizar los controladores de la tarjeta gráfica, puedes utilizar el Administrador de dispositivos. Abre el Administrador de dispositivos, encuentra la categoría "Adaptadores de pantalla" y haz clic derecho sobre la tarjeta gráfica instalada. Luego, selecciona la opción "Actualizar controlador" y sigue las instrucciones del asistente de actualización de controladores.

También puedes visitar la página web del fabricante de la tarjeta gráfica y buscar los controladores más recientes para tu modelo específico. Descarga e instala los controladores según las instrucciones proporcionadas por el fabricante.

Actualizar los controladores de la tarjeta gráfica puede ayudar a solucionar problemas de compatibilidad y mejorar el rendimiento de la pantalla. Sin embargo, es importante asegurarse de descargar los controladores correctos y realizar una copia de seguridad de los controladores existentes antes de instalar los nuevos.

Si ninguna de estas soluciones soluciona el problema del pantallazo negro al actualizar Windows 11, es recomendable buscar ayuda adicional, como contactar al soporte técnico de Microsoft o consultar a un profesional de informática.

Desconectar el PC de la corriente

En situaciones más extremas en las que persiste el problema del pantallazo negro al actualizar Windows 11, se puede probar una solución más drástica, que es desconectar el PC de la corriente.

Para llevar a cabo esta solución, debes apagar completamente tu PC y luego desconectarlo de la toma de corriente. Deja el PC desconectado durante unos minutos para asegurarte de que se haya reiniciado completamente. Después de ese tiempo, vuelve a enchufar el PC y enciéndelo.

Al desconectar el PC de la corriente y luego volver a encenderlo, estás realizando un reinicio completo del hardware. A veces, esto puede ayudar a resolver problemas relacionados con el hardware que pueden estar causando el pantallazo negro durante la actualización Windows 11.

Es importante tener en cuenta que al desconectar el PC de la corriente, se perderán todas las sesiones y los datos que estaban en uso, por lo que es recomendable guardar cualquier trabajo o información importante antes de realizar este procedimiento.

Dado que esta solución es más drástica y puede tener impacto en el funcionamiento normal del sistema operativo, se recomienda utilizarla únicamente en casos extremos donde el pantallazo negro persista y no haya sido posible encontrar una solución a través de métodos menos invasivos.

Si incluso después de desconectar el PC de la corriente el problema del pantallazo negro persiste, es recomendable buscar ayuda adicional, como contactar al soporte técnico de Microsoft o buscar la asistencia de un profesional en informática.

Actualizar los drivers de la tarjeta gráfica

Si el problema del pantallazo negro al actualizar Windows 11 persiste, una solución recomendada es actualizar los drivers de la tarjeta gráfica. Los controladores de la tarjeta gráfica son software crucial para el rendimiento y la compatibilidad de la pantalla, por lo que asegurarse de tener los últimos controladores puede solucionar muchos problemas, incluido el pantallazo negro.

Puedes actualizar los controladores de la tarjeta gráfica a través del Administrador de dispositivos. Para hacerlo, sigue estos pasos:

  1. Abre el Administrador de dispositivos en Windows 11. Puedes hacerlo haciendo clic derecho en el menú Inicio y seleccionando la opción "Administrador de dispositivos" en el menú desplegable.
  2. En el Administrador de dispositivos, expande la categoría "Adaptadores de pantalla".
  3. Haz clic derecho en tu tarjeta gráfica y selecciona la opción "Actualizar controlador".
  4. A continuación, puedes elegir entre "Buscar automáticamente software de controlador actualizado" para que Windows busque e instale automáticamente los controladores más recientes, o seleccionar "Buscar en mi computadora software de controlador" si ya has descargado los controladores específicos.
  5. Sigue las indicaciones en pantalla para completar el proceso de actualización de los controladores.

Otra opción es visitar el sitio web del fabricante de la tarjeta gráfica y buscar los controladores más recientes para tu modelo específico. Descarga los controladores necesarios y, una vez descargados, ejecuta el archivo de instalación y sigue las instrucciones proporcionadas.

Es importante recordar que al instalar nuevos controladores, es recomendable realizar una copia de seguridad de los controladores existentes o crear un punto de restauración del sistema en caso de que ocurra algún problema durante la actualización.

Después de actualizar los controladores de la tarjeta gráfica, reinicia tu PC para que los cambios surtan efecto. Esto podría ayudar a solucionar el problema del pantallazo negro y permitirte disfrutar de tu sistema operativo con normalidad.

Si a pesar de actualizar los drivers de la tarjeta gráfica el problema persiste, es aconsejable buscar asistencia adicional, como contactar al soporte técnico del fabricante de la tarjeta gráfica o buscar la ayuda de un profesional en informática.

Jordi
Jordi

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir