Instala cualquier driver en tu PC sin restricciones en Windows 11

actualizar-driver-desde-cmd

La firma de controladores en Windows es una característica esencial para garantizar la seguridad y autenticidad de los controladores utilizados en el sistema operativo. Esta medida de seguridad verifica que los controladores sean aprobados tanto por el fabricante como por Microsoft, lo que contribuye a prevenir la instalación de controladores no seguros. Sin embargo, en algunos casos, puede ser necesario desactivar temporalmente esta función para poder instalar controladores no firmados. En este artículo, te explicaremos cómo realizar este proceso en Windows 11 y así poder instalar cualquier driver en tu PC sin restricciones.

Índice

La importancia de la firma de controladores en Windows

La firma de controladores en Windows es una característica de seguridad que desempeña un papel crucial en la protección de los sistemas operativos. Esta firma garantiza que los controladores utilizados en el sistema han sido aprobados por el fabricante y por Microsoft, lo que asegura su autenticidad y confiabilidad. Al verificar la procedencia y la integridad de los controladores, se reduce el riesgo de que se instalen controladores maliciosos o defectuosos en el sistema.

Al instalar controladores firmados, los usuarios pueden tener la tranquilidad de que los controladores han pasado por pruebas de calidad y cumplen con los estándares de seguridad establecidos por el fabricante y por Microsoft. Esto no solo garantiza el funcionamiento óptimo del hardware y software del sistema, sino que también previene vulnerabilidades potenciales que podrían ser explotadas por ciberdelincuentes.

La función de firma de controladores también ayuda a mantener la estabilidad y el rendimiento del sistema operativo. Al estar seguros de que los controladores han sido verificados y aprobados, se minimizan los conflictos y errores causados por controladores incompatibles o mal diseñados. Esto contribuye a una experiencia de usuario más fluida y evita posibles bloqueos del sistema.

Problemas al instalar controladores no firmados

Aunque la firma de controladores en Windows es una medida de seguridad importante, puede causar problemas al intentar instalar controladores no firmados. Estos controladores no han sido verificados por el fabricante ni por Microsoft, lo que puede generar preocupaciones en cuanto a su seguridad y confiabilidad.

Al intentar instalar un controlador no firmado, Windows puede bloquear la instalación y mostrar advertencias de seguridad. Esto se debe a que el sistema operativo está diseñado para proteger al usuario de posibles amenazas y controladores no seguros que podrían comprometer la estabilidad y la integridad del sistema.

En algunos casos, puede haber situaciones en las que sea necesario instalar un controlador no firmado, como en el caso de controladores modificados o personalizados que no están disponibles en versión firmada. Sin embargo, es importante tener en cuenta que la instalación de controladores no firmados conlleva ciertos riesgos y puede afectar la seguridad y el rendimiento del sistema.

Si estás seguro de que el controlador no firmado que deseas instalar es seguro y confiable, puedes desactivar temporalmente la función de firma de controladores en Windows. Esto permitirá la instalación de controladores no firmados, pero recuerda que debes ser cauteloso y asegurarte de obtener dichos controladores de fuentes confiables. Una vez que hayas instalado el controlador no firmado, es recomendable volver a activar la función de firma de controladores para mantener la seguridad y la integridad del sistema.

Cómo desactivar temporalmente la firma de controladores

Si necesitas desactivar temporalmente la función de firma de controladores en Windows 11 para poder instalar un controlador no firmado, existen dos métodos que puedes utilizar: iniciar el sistema en modo seguro o utilizar el editor de directivas de grupo en Windows Pro.

Para iniciar el sistema en modo seguro:

  1. Reinicia tu computadora y, antes de que aparezca el logotipo de Windows, presiona la tecla F8 varias veces hasta que aparezca la pantalla de opciones de arranque avanzadas.
  2. Selecciona "Modo seguro" o "Modo seguro con funciones de red" y presiona Enter.
  3. Una vez que el sistema se haya iniciado en modo seguro, ve al Administrador de dispositivos.
  4. Encuentra el dispositivo para el que deseas instalar el controlador no firmado y haz clic con el botón derecho del mouse sobre él.
  5. Selecciona "Actualizar controlador" y sigue las instrucciones para instalar el controlador no firmado.

Para utilizar el editor de directivas de grupo en Windows Pro:

  1. Pulsa la combinación de teclas Windows + R para abrir el cuadro de diálogo Ejecutar.
  2. Escribe "gpedit.msc" y presiona Enter para abrir el Editor de directivas de grupo.
  3. Navega hasta "Configuración del equipo" > "Plantillas administrativas" > "Componentes de Windows" > "Firma de controladores".
  4. Doble clic en "Exigir firma de controladores" para abrir la configuración.
  5. Selecciona "Deshabilitado" y haz clic en "Aceptar".
  6. Ahora podrás instalar el controlador no firmado; sin embargo, recuerda volver a habilitar la firma de controladores una vez que hayas terminado.

Es importante tener en cuenta que desactivar temporalmente la firma de controladores implica ciertos riesgos de seguridad. Asegúrate de confiar en la fuente y la procedencia del controlador no firmado antes de instalarlo en tu sistema. Además, una vez que hayas instalado el controlador, te recomendamos volver a habilitar la función de firma de controladores para mantener la seguridad y la integridad del sistema.

Métodos para desactivar la firma de controladores en Windows

Si necesitas desactivar temporalmente la firma de controladores en Windows 11 para poder instalar controladores no firmados, hay varios métodos que puedes utilizar. A continuación, se detallan dos de ellos:

1. Iniciar el sistema en modo seguro:

  1. Reinicia tu computadora y, antes de que aparezca el logotipo de Windows, presiona la tecla F8 varias veces hasta que aparezca la pantalla de opciones de arranque avanzadas.
  2. Selecciona "Modo seguro" o "Modo seguro con funciones de red" y presiona Enter.
  3. Una vez que el sistema se haya iniciado en modo seguro, ve al Administrador de dispositivos.
  4. Encuentra el dispositivo para el que deseas instalar el controlador no firmado y haz clic con el botón derecho del mouse sobre él.
  5. Selecciona "Actualizar controlador" y sigue las instrucciones para instalar el controlador no firmado.

2. Utilizar el editor de directivas de grupo en Windows Pro:

  1. Pulsa la combinación de teclas Windows + R para abrir el cuadro de diálogo Ejecutar.
  2. Escribe "gpedit.msc" y presiona Enter para abrir el Editor de directivas de grupo.
  3. Navega hasta "Configuración del equipo" > "Plantillas administrativas" > "Componentes de Windows" > "Firma de controladores".
  4. Doble clic en "Exigir firma de controladores" para abrir la configuración.
  5. Selecciona "Deshabilitado" y haz clic en "Aceptar".
  6. Ahora podrás instalar el controlador no firmado; sin embargo, recuerda volver a habilitar la firma de controladores una vez que hayas terminado.

Es importante tener en cuenta que desactivar la firma de controladores conlleva ciertos riesgos de seguridad, ya que los controladores no firmados pueden no haber pasado por pruebas de compatibilidad y podrían causar problemas en el sistema. Por lo tanto, se recomienda que solo procedas con esta desactivación si estás seguro de la procedencia y confiabilidad del controlador no firmado que deseas instalar. Además, es fundamental volver a habilitar la firma de controladores una vez finalizada la instalación del controlador no firmado, para mantener la seguridad y la integridad del sistema.

El Modo de prueba en Windows para ejecutar aplicaciones y controladores no firmados

Windows también ofrece una opción adicional para ejecutar aplicaciones y controladores no firmados llamada Modo de prueba. Este modo está diseñado específicamente para aquellos usuarios que necesitan utilizar software o controladores no firmados en su sistema.

Para habilitar el Modo de prueba en Windows 11, puedes seguir los siguientes pasos:

  1. Pulsa la combinación de teclas Windows + R para abrir el cuadro de diálogo Ejecutar.
  2. Escribe "cmd" y presiona Ctrl + Shift + Enter para abrir el símbolo del sistema como administrador.
  3. En el símbolo del sistema, escribe el siguiente comando y presiona Enter: bcdedit /set testsigning on
  4. Reinicia tu computadora.
  5. Después de reiniciar, Windows iniciará en Modo de prueba y podrás ejecutar aplicaciones y controladores no firmados.

Es importante tener en cuenta que al habilitar el Modo de prueba, se reduce la seguridad del sistema operativo, ya que se permite la ejecución de software que no ha sido verificado por Microsoft. Por lo tanto, se recomienda utilizar el Modo de prueba únicamente cuando sea necesario y de fuentes confiables. Además, recuerda que este modo puede tener un impacto en la estabilidad y el rendimiento del sistema, por lo que es recomendable volver a deshabilitarlo una vez que hayas terminado de utilizar las aplicaciones o controladores no firmados.

Teniendo en cuenta estas precauciones, el Modo de prueba puede ser una opción útil para ejecutar aplicaciones y controladores no firmados en Windows 11, sin tener que desactivar por completo la función de firma de controladores en el sistema operativo.

Jordi
Jordi

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir